El Girasol (Helianthus annuus), también llamado calom, jáquima, maravilla, mirasol, tlapololote, maíz de teja es una planta herbácea de la familia de las Asteráceas, cultivada como oleaginosa y ornamental en todo el mundo.

Debe su nombre común al hecho de que su flor gira a lo largo del día mirando hacia el sol. Las flores crecen al cabo de un tallo que puede alcanzar varios metros de altura y que tiene pocas hojas. Los pétalos pueden ser amarillos, marrones, naranjas y de otros colores.

El girasol contiene hasta un 58% de aceite en su fruto (llamadas cipselas), que se utiliza para cocinar. También sirve para producir biodiésel. La harina que queda luego de la extracción del aceite se utiliza como alimento para el ganado.

Hay distintos tipos de girasoles: oleaginosos, de confitura o confitería, de alto contenido de ácido oleico y ornamentales.
El Girasol es nativo del Continente Americano y su cultivo data de 1000 A.C. Las evidencias más antiguas indican que el Girasol fue domesticado primero en México al menos 2600 años A.C. En muchas culturas amerindias, el Girasol fue utilizado como un símbolo que representaba a la deidad del sol, principalmente los Aztecas y Otomíes en México y los Incas en Perú. Los españoles lo llevaron a Europa al principio del siglo XVI.

Propiedades de las semillas de girasol o pipas:

  • La calidad de sus ácidos grasos ayudan a disminuir el riego de sufrir problemas circulatorios y cardiovasculares.
  • Son elementos que favorecen en gran medida el funcionamiento del cerebro, al poseer altos niveles de fósforo y magnesio. Por otra parte, al tener un alto contenido en potasio y magnesio constituyen un alimento indispensable en las dietas de los Deportistas para reducir posibles lesiones y mejorar el rendimiento.
  • Cómo son muy ricas en calcio, las semillas de girasol son un excelente alimento para aquellos que no pueden o no quieren tomar lácteos. Es también muy recomendable en niños, embrazadas, deportistas y personas con osteoporosis o descalcificación.

Valores nutricionales de las semillas de girasol (por 100 gr.)

  • 8,5 gr. de hidratos de carbono
  • 47 gr. de grasas saludables
  • 28 gr. de proteínas<
  • 22 mg. de vitamina E
  • 730 mg. de potasio
  • 100 mg. de calcio
  • 595 mg. de fósforo
  • 395 mg. de magnesio